Uncategorized

¿Cómo transitar por esta crisis emocional colectiva?

El miedo es una emoción básica y universal. Nos ayuda a sobrevivir y por ello no pone en estado de alerta. A través de ella, podemos trascender momentos críticos ya que construye una fuerza física y mental para hacerlo. Sin embargo, el exceso de cortisol, puede acabar con nuestra creatividad, nos enfrasca y una vez que hemos caído en el bucle de la rumiación (ideas que van en círculo y de manera obsesiva), con una idea hecha, buscaremos comprobarla a cómo de lugar. 

Por ello, hoy es importante:

1. Honrar la emoción. No es vencer al miedo, es volvernos su mejor amigo. Él es mensajero de algo grande que vale la pena escuchar. Pregúntate, ¿qué está activando tu miedo? ¿De qué tienes miedo de todo este proceso que está ocurriendo? Para la parte oriental existe una diferenciación entre el miedo y la preocupación. El miedo es una parte interna. Algo que me puede pasar a mí. La preocupación es un tema externo. Diferenciarlo, nos ayuda a trascenderlo de diferentes maneras. El miedo se trasciende a base de conocimiento, de amor propio. La preocupación con fe y siguiendo tu instinto.

2. Evita seguir leyendo noticas que te alimenten ese bucle obsesivo que no puede parar. Acuérdate que en donde pones tu atención crece. No es estar malinformados, solo revisa qué sucede con tu cuerpo después de estar en ese grupo de WA de la tía que te manda a cada rato la actualización, la queja, la crítica, las emociones negativas. Recuerda que no es lo mismo evasión, que enfoque. El enfoque implica dirigir hacia lo que quiero mi atención y energía. Lo otro es negar que existe algo, que no es el caso.

3. Ocúpate en vez de preocuparte. Si ya sabes que tienes miedo de contagiarte porque tus papás son del grupo vulnerable, pues ahí tienes la respuesta. Si puedes no salir, no lo hagas y asúmelo. Si tienes que salir, cuídate manteniendo distancia, lavándote las manos, no tocándote la cara, no estornudando sin taparte la boca. Con este encierro, mucha gente enfrentará una crisis económica. La invitación es a replantearse de manera creativa las formas en cómo hacen las cosas. Las crisis pueden traer grandes transformaciones colectivas. ¿Hoy cómo puedes reinventarte? ¿Cómo puedes reinventar tu negocio? Puedes hacer algo que sea a domicilio sin contacto entre personas? Puedes hacer algo en línea? 

4. No caigas en la histeria colectiva: Al ser una crisis mundial, es fácil caer en fatalismos y que más gente nos alimente esas emociones. Se vale ponerle “mute” a los chats, no entrar a FB y simplemente hacer lo que te corresponde. Por fa no compartas noticias que no tengan fuentes. Aunque sea desconéctate un rato de las redes sociales y regálate momentos en silencio, escribe, tomate un respiro de manera literal.

5. Recuerda que esto también pasará. Abraza la temporalidad de esta crisis. ¡Todo siempre pasa! Honra el proceso y todos los aprendizajes que puedes tener de esto.

6. Aprovecha el tiempo. Si ya estarás en casa, haz que valga la pena. Escribe eso que tanto querías hacer. Lee esa novela que lleva tanto tiempo en tu mesa a lado de tu cama. Pinta, cocina, conecta con algún hobby que has postergado y no lo has hecho por falta de tiempo. ¡Ahora es cuando!

(1) Comentario

  1. Erika dice:

    Woow!! Muchas gracias sabes desde que te escuche con el Dr.cesar Lozano te sigo y me gusta mucho todo lo que publicas x que hacer reflexionar y ver desde otro punto de vista nuestros pensamientos y mejorar para tratar de ser mejores !! Te leo y abrazo desde los Ángeles Ca! Soy Mexicana 🇲🇽

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Inscríbete a nuestro newsletterRegistra tu correo para recibir noticias, promociones y más.